Hattori Hanzo

Mensaje de advertencia

The subscription service is currently unavailable. Please try again later.

Edamame

El aperitivo más japonés

Estás en Blog / . 07 de Noviembre de 2016

Las edamame (枝豆) están de moda en Occidente y el motor de búsqueda Google así nos lo demuestra: de todas las búsquedas sobre comida japonesa que se realizan, en primer lugar encontramos el sushi, seguido sorprendentemente de las edamame, que aparecen por delante del ramen, el tercer artículo de comida japonesa más buscado... ¡ahí es nada!

En Japón las edamame son muy populares desde el siglo XVIII, pues ya aparecen en pinturas y grabados de la época y son perfectas con una cerveza bien fría (porque además evitan a prevenir la resaca , pero también pueden usarse en mil y un platos diferentes, por lo que nos ofrecen posibilidades ilimitadas. Pero, ¿qué más sabemos de las edamame? A continuación os contamos algunos detalles curiosos de este aperitivo tan japonés.

Las edamame, cuyo nombre proviene de los términos rama (eda) y haba (mame), son habas de soja que no han madurado todavía. Hay tres tipos de edamame diferentes: las kimame o habas amarillas; las chamame o habas marrones; y las kuromame o habas negras. Todas ellas se disfrutan igual, aunque en la actualidad están muy de moda las habas marrones, que son algo más raras y también más caras, especialmente porque son más sensibles al clima. 

edamameLas edamame están en temporada durante los meses de julio y agosto. De hecho, en Japón, la mitad de todas las edamame que se consumen durante el año se venden en estos dos meses, razón por la cual agriculturores y vendedores apenas descansan durante los meses de verano.

Las mejores edamame son aquellas que crecen en días cálidos pero noches frescas, en las que el rocío de la mañana aporta un extra de dulzor y de sabor a las edamame. Es por ello que es especialmente importante recoger las edamame muy temprano por la mañana, antes de que la temperatura suba demasiado, para que las habas no pierdan su dulzor. De hecho, sorprende saber que las edamame tienen un 33,2% de concentración de azúcar - para que os hagáis una idea, el mango tiene entre un 10 y un 14% de concentración de azúcar... Sorprendente, ¿verdad?

Tres meses después de plantarse se recogen a primera hora de la mañana y como sólo retienen su sabor durante tres días, los agricultores tienen que darse prisa en recolectarlas y procesarlas: se mantienen en cámaras a unos 6 grados de temperatura, para que no sigan madurando con su propio calor y de ahí o bien se venden directamente o se hierven y congelan para su comercialización posterior. Para ello, simplemente se lavan con agua y sal, se hierven durante 4 minutos y se enfrían con agua helada, para que dejen de cocerse. 

Curiosamente, entre un 30 y un 50% de las edamame que se recolectan en Japón se desechan por no alcanzar los estándares de calidad de los mercados. Las razones son picaduras de insectos o cualquier otra marca o que sólo haya 1 haba dentro del tallo. 

Si estáis en Tokio, os recomendamos pasar por la tienda Zuna Saryo y probar alguno de sus pudins, roll cakes y dulces hechos con edamame. El más famoso es el Zunda mochi (pasta de arroz prensado mochi cubierto de pasta de edamame) o el Zunda shake, un batido de edamame del que se sirven más de 800 porciones al día. 

Los más leidos